¡Adáptate Rápidamente a Tu Nuevo Trabajo!

levo-mentors-new-job.jpg

Conseguiste el empleo que estabas buscando y quiere hacer una excelente primera impresión laboral. 

¡Vístete para el trabajo!

Vestirte de forma adecuada no sólo es importante para la entrevista, también la imagen importa cuando ya tenemos el empleo. Pregunta por el código de vestido y respétalo. Si en tu entrevista te veías muy formal y más adelante te presentas muy informal tu jefe notarán una incongruencia con la primera impresión que causaste. 

Sonríe y muestra tu amabilidad. 

La mayoría de las personas mostramos timidez al integrarnos a un nuevo equipo de trabajo, y es normal. Sin embargo, podremos adaptarnos más fácilmente si mostramos disposición y amabilidad. En ocasiones un apretón de manos firme, una sonrisa y decir “un placer conocerte, estoy a tus órdenes” puede abrir más puertas de las que imaginas.

Haz preguntas.

 No temas exponer cada una de tus dudas, tu jefe está consciente de que eres nuevo y habrá cosas que no sepas hacer, tus primeros días son el momento de aprender y anticiparse a los errores,  la mejor estrategia es preguntar antes de actuar e informarte sobre las mejores prácticas para realizar tu trabajo.

 

Comprende la dinámica de la empresa. 

Este aspecto es clave: es necesario que analices el ambiente laboral, aprendas el funcionamiento de los diferentes departamentos y cómo es su interacción, cuáles son los procesos, estructura y objetivos de la empresa; y muy importante, cuáles son las responsabilidades clave de tu puesto. Entender lo anterior es la mejor forma de adaptarte a tu nueva empresa y hacer un buen trabajo.

Pide retroalimentación. 

Seguimos con el tema de los contratos temporales o de prueba. Esta práctica es muy común y el objetivo es comprobar que el candidato se desempeña de la manera esperada. Todo empleado de ‘nuevo ingreso’ tiene un periodo para establecerse de manera positiva, tus jefes estarán abiertos a solucionar dudas y compartir información sobre la forma adecuada de hacer las cosas. Por ello es importante pedir retroalimentación. No esperes a que tu jefe llegue y te felicite por tu desempeño. Tras un mes de trabajo acércate a platicar y pregunta por las áreas de oportunidad que identifica en tu trabajo.

Fuente: OCCMundial .com

Contrata-me